columpio
Asegura tu jubilación

Guía completa sobre la pensión de viudedad

Septiembre 28, 2020 10 min 210 veces compartido

La pensión de viudedad es una prestación vitalicia a la que se tiene derecho tras el deceso de la pareja. Existen, sin embargo, una serie de requisitos y trámites que conviene conocer para poder solicitarla y que el cónyuge o la pareja de hecho se pueda beneficiar de dicha pensión. Vamos a detallar paso a paso quién puede y qué se debe hacer para ser causante y beneficiario de la pensión de viudedad.

¿Quién tiene derecho a cobrar la pensión de viudedad?

A continuación, especificamos quién tiene derecho a cobrar una pensión de viudedad:

1. La persona cuyo cónyuge haya fallecido y que cuente con hijos en común. Si el matrimonio tiene lugar al menos un año antes del deceso también cuenta como requisito válido. Hay que recordar que también es posible cobrar una prestación temporal de viudedad si el enlace tuvo lugar en menos de un año.

2. La persona divorciada o separada judicialmente del fallecido que recibiera una pensión compensatoria que se extinguiera con el deceso. Si la separación o divorcio tuvo lugar antes del 1 de marzo de 2008 no hace falta para cobrarla haber cobrado la pensión compensatoria si no han transcurrido diez años entre la separación y el fallecimiento o se tienen más de 50 años. Desde el 1 de enero de 2013 también tienen derecho a esta prestación los mayores de 65 años que no tengan derecho a tener otra pensión y cuyo matrimonio haya sido de más de 15 años.

3. La pareja de hecho del fallecido legalmente inscrita dos años antes del fallecimiento. Se debe acreditar también una convivencia estable de al menos cinco años antes de la muerte y que en ese período ninguno haya estado casado o separado de otra persona. Los ingresos de la pareja que sobrevive durante el año natural anterior al deceso no deben alcanzar el 50% de la suma de los propios más los del fallecido, o el 25% en el caso de inexistencia de hijos comunes con derecho a pensión de orfandad.

Además, hay que tener en cuenta los requisitos que debe cumplir la persona que fallece para causar pensión de viudedad. Estos son los requisitos:

1. Estar dado de alta en el régimen general o en situación asimilada y haber cotizado en los cinco años anteriores al deceso al menos 500 días. Sin estar dado de alta se deben acreditar al menos 15 años cotizados.

2. Percibir una pensión de jubilación contributiva o tener derecho a ella en el momento de fallecer sin haberla solicitado.

3. Tener una incapacidad permanente y cobrar una pensión.

4. Percibir un subsidio por incapacidad temporal, riesgo en el embarazo, maternidad, paternidad o riesgo en la lactancia y cumplir el período de cotización para dichos casos.

derecho a pensión

Certificado de viudedad

Para poder tramitar la pensión de viudedad es necesario presentar los siguientes certificados. Los documentos deben presentarse en versión original acompañados de copia para su cotejo, excepto para los documentos de identidad, en los que será suficiente la exhibición del original.

  • Certificado de defunción: documento expedido por el Registro Civil que da fe del deceso y que recoge fecha, hora y lugar en el que se produjo.
  • Certificado de fe de vida y estado (también conocido como certificado de viudedad): el documento que acredita que una persona está viva, así como su estado civil. La viudedad se acredita por la correspondiente fe del Encargado del Registro Civil tras el trámite presencial del interesado. También se puede acreditar por declaración jurada o afirmación solemne del propio sujeto o por acta de notoriedad.

¿Se puede cobrar estando divorciados?

Sí, los separados o los divorciados pueden cobrar pensión de viudedad. Simplemente deben cumplir las condiciones generales detalladas más arriba. En este punto cabe señalar que se recomienda pactar una pensión compensatoria en el acuerdo de divorcio para que el sobreviviente pueda acceder a la pensión de viudedad.

Otros requisitos para cobrar la pensión de viudedad

Los beneficiarios deben acreditar otros requisitos, además de los generales (afiliación, alta y cotización):

1. El sobreviviente deberá acreditar si:

  • El deceso del cónyuge se produce por enfermedad común antes del matrimonio.
  • La existencia de hijos en común.
  • Que el matrimonio se hubiera celebrado un año antes del deceso.

Si no se puede acreditar alguno de estos requisitos es posible acceder a la prestación de viudedad temporal.

2. Los separados judicialmente o divorciados, siempre que en este último caso no hubieran contraído nuevo matrimonio o constituido una pareja de hecho, cuando sean acreedores de la pensión compensatoria. Si la cuantía de la pensión de viudedad fuera superior a la pensión compensatoria, la primera disminuirá hasta alcanzar la cuantía de esta última.

En cualquier caso, tendrán derecho a pensión de viudedad, aunque no sean acreedoras de la pensión compensatoria, las mujeres que acrediten haber sido víctimas de violencia de género en el momento de la separación judicial o el divorcio mediante sentencia firme.

¿Qué pasa con el caso concreto de las parejas de hecho?

Para que las parejas de hecho puedan cobrar la pensión de viudedad deben cumplir, además de los requisitos generales, los siguientes puntos:

  • Que el deceso sea posterior al 1 de enero de 2008.
  • La inscripción en el registro como pareja de hecho con una antelación mínima de 2 años con respecto a la fecha del fallecimiento.
  • Convivencia estable ininterrumpida no inferior a 5 años.
  • Ausencia de impedimentos para contraer matrimonio ni haber tenido vínculo matrimonial con otra persona mientras convivió con el finado.
  • Los ingresos del sobreviviente no pueden superar el 50% de los ingresos propios más los del fallecido durante el año natural anterior al deceso, o el 25% si no hay hijos en común con derecho a pensión de orfandad.

Causas de extinción o embargo de la pensión de viudedad

La pensión de viudedad se extingue si se contrae nuevo matrimonio o se constituye una nueva pareja de hecho.

Es posible conservar la pensión en ambos casos siempre que se sea mayor de 61 años o menor con discapacidad mayor del 65%, o bien que se acredite que la pensión de viudedad es la principal fuente de ingresos y que estos, junto con los de la nueva pareja, no superen una cuantía determinada.

Asimismo, esta prestación dejará de cobrarse si se declara en sentencia firme que se es culpable en el deceso del causante. También se deja de cobrar en el caso de violencia de género o si se comprueba que el causante no ha fallecido.

Solicitud

Los trámites para la solicitud de la pensión de viudedad son los siguientes:

  • Rellenar el modelo de solicitud de Prestaciones de Supervivencia.
  • Presentar la documentación personal y la específica que se indica en el modelo de solicitud.

Estos documentos se presentan en los Centros de Atención e Información de la Seguridad Social y hay que hacerlo con posterioridad al fallecimiento. La prestación se puede cobrar con carácter retroactivo hasta tres meses después del fallecimiento.

Cálculo pensión

Cálculo de la cuantía

La pensión de viudedad se calcula, con carácter general, tras aplicar el 52% a la base reguladora. Desde el 01-08-2018 el porcentaje aplicable es del 56% si:

  • Se tienen 65 años o más.
  • En el caso de no tener derecho a otra pensión.
  • Si no se cuenta con ingresos por la actividad laboral.
  • Si no se dispone de rentas de capital mobiliario o inmobiliario, ganancias patrimoniales o rentas de actividades económicas, superiores a 7.347,99 euros/año.

Desde el 01-01-2019 el porcentaje aplicable es del 60%.

Cuando el beneficiario tiene cargas familiares y un determinado nivel de ingresos, el porcentaje puede llegar a aumentar hasta el 70%.

Cuando no se acceda a la pensión, por no acreditar el período de duración del matrimonio o no tener hijos en común, se abonará una prestación temporal, durante dos años, en cuantía igual a la pensión de viudedad que le hubiera correspondido.

Si se pierde o no se tiene uno de los requisitos exigidos se aplicará el porcentaje del 52%.

Ejemplo de cálculo

La situación laboral del fallecido determina el cálculo de la pensión de viudedad. No es lo mismo ser un pensionista o una persona en activo o con una incapacidad permanente.

Por ejemplo, si la base reguladora de un pensionista asciende a 900 euros, la pensión de viudedad se calcula en función de esta cifra y se le aplica el 52%, el 60% o el 70%, según las circunstancias. En el caso de aplicar un 60%, la prestación sería de 540 euros para el beneficiario.

IRPF y tributación a la Seguridad Social de las pensiones de viudedad

Por norma general, todas las pensiones están sujetas a tributación por el IRPF y sometidas al sistema general de retenciones, siempre que se supere el importe anual establecido. La única excepción en el caso de la pensión de viudedad que queda exenta de tributar es si deriva de actos de terrorismo.

Otras preguntas

La pensión de viudedad en clases pasivas y MUFACE

El Régimen Especial de la Seguridad Social de los Funcionarios Civiles del Estado cuenta con dos mecanismos de cobertura que son complementarios:

1. El Régimen del Mutualismo Administrativo, gestionado por la Mutualidad General de Funcionarios Civiles del Estado (MUFACE).

2. El Régimen de Clases Pasivas, que tiene las competencias para el reconocimiento de los derechos pasivos y la concesión de las prestaciones de clases pasivas (jubilación, viudedad, orfandad y en favor de familiares).

La pensión de viudedad es una prestación complementaria a la pensión de Clases Pasivas o del Régimen General. Solo puede concederse si el fallecido tenía reconocida pensión del Fondo Especial o si, en el momento del fallecimiento, estaba afiliado a alguna de las Mutualidades que las tuvieran establecidas, y se encontraba al corriente en la cotización específica a la misma, diferente a la cotización general a MUFACE.

El beneficiario es el cónyuge o pareja de hecho inscrita que sobrevive a su esposo/a que fuera beneficiario de pensión del Fondo Especial o que, sin haber causado pensión todavía, estuviese afiliado a alguna de las Mutualidades del Fondo Especial.

¿Se puede cobrar y trabajar a la vez?

Por norma general, la pensión de viudedad es compatible con cualquier renta del trabajo. También es posible hacer compatible la pensión de viudedad con, por ejemplo, la prestación de incapacidad temporal o permanente, las prestaciones de maternidad y paternidad o la pensión de jubilación.

¿Son compatibles con la pensión de jubilación?

La respuesta es sí. Se puede cobrar una pensión de jubilación y viudedad a la vez, salvo si se es perceptor de una pensión del SOVI (Seguro Obligatorio de Vejez e Invalidez) o de una pensión contributiva por jubilación.

Las pagas extras en la pensión de viudedad

La mayoría de prestaciones contributivas, desde las de jubilación hasta las de viudedad u orfandad, se abonan en 14 pagas y se devengan por mensualidades vencidas. Es decir, existen ‘pagas extra’ en los meses de junio y diciembre.

requisitos pensión viudedad

Más información:

¿Puedo cobrar la pensión de jubilación y la de viudedad al mismo tiempo?

¿Cómo se calcula la pensión de viudedad y cuánto se cobra?

Temas relacionados