Trabajador calculando la prestación que recibirá según cotización
Reduce tus impuestos

Diferencia entre base reguladora y base de cotización

Agosto 31, 2023 7 min 37 veces compartido

La base reguladora y la base de cotización son dos indicadores que a menudo se suelen confundir. Lo cierto es que están directamente relacionadas ya que ambas se utilizan para calcular prestaciones, aunque la diferencia entre ambos indicadores, sin embargo, no es tan evidente. 

Por eso, en este post veremos la diferencia entre la base reguladora y la base de cotización, así como todo lo necesario para saber a qué se refiere cada una de ellas para que sea mucho más fácil calcular cualquier prestación contributiva, ya sea de jubilación, de incapacidad o de desempleo, entre otras. ¿Listo? ¡Comenzamos!

¿Qué es la base de cotización en la nómina?

La base de cotización es la remuneración bruta de cualquier trabajador que incluye, además, las pagas extra prorrateadas. Cada año, la Administración establece unos topes máximos y mínimos para las distintas bases de cotización según las diferentes categorías profesionales. Estos topes sirven para establecer lo que se debe aportar mensualmente al Régimen General de la Seguridad Social.

Como norma general, la empresa es la que ingresa las cotizaciones a la Seguridad Social. Junto al Régimen General, existen otros cuatro grupos que incluyen a los autónomos, los trabajadores del hogar, los del campo y los del mar, cada uno con sus propias bases de cotización.

Las aportaciones mensuales a la Seguridad Social reciben el nombre de cotizaciones y sirven principalmente para financiar y asegurar el acceso a prestaciones, como:

  • Las de las bajas temporales (incapacidad). A mayor tiempo cotizado, más remuneración.
  • Las de desempleo, que se cobran en función de la base de cotización acumulada por los trabajadores los últimos 180 días en activo.
  • Las jubilaciones contributivas, cuyo cálculo se obtiene con los últimos años de vida laboral del trabajador.

Es obligatorio cotizar desde que se inicia la actividad laboral, o, lo que es lo mismo, cuando se solicita el alta del empleado en el sistema. Así será durante toda la vida profesional.

La base de cotización es muy importante para cualquier trabajador, ya que cuanto más elevadas sean las cotizaciones, más elevada será la prestación que reciba por parte de la Seguridad Social, como, por ejemplo, en los casos de desempleo o jubilación.

¿Qué es la base reguladora en la nómina?

Para todos los supuestos anteriores es esencial saber qué es la base reguladora en la nómina, ya que sirve para establecer el cálculo final de la prestación que recibiremos. De hecho, la base reguladora es el baremo que se usa para calcular que se recibirá de una incapacidad temporal o permanente en cualquier grado. Lo que determina esta cantidad es la cotización del trabajador al sistema durante un periodo de tiempo determinado, anterior a la incapacidad.

Para calcularla, hay que saber el grado de incapacidad y el tipo de contingencia. Vamos a ver los distintos supuestos:

  • Incapacidad temporal. Por norma general, la base reguladora se calcula dividiendo la base de cotización del mes anterior a la fecha de inicio de la incapacidad entre el número de días del mes. Cuando se trata de un trabajador con salario mensual, los días entre los que se divide son 30. Normalmente los cálculos son:
    • En caso de enfermedad común o accidente no laboral: 60% de la base reguladora correspondiente desde el día 4 hasta el 20 del mes, ambos incluidos; 75% de la base reguladora correspondiente desde el día 21 en adelante.
    • Por accidente de trabajo o enfermedad profesional: 75% de la base reguladora desde el primer día en que se empieza a cobrar.
  • ERTEs. En el caso de un expediente de regulación temporal de empleo, el trabajador recibirá durante ese periodo una mensualidad por desempleo del 70% de su base reguladora (se tiene en cuenta su cotización durante los 180 días anteriores al ERTE). Desde el día 181 en adelante recibirá el 50% de ese cálculo.
  • Trabajadores a tiempo parcial. Hay que dividir la suma de las bases de cotización a tiempo parcial con un máximo de tres meses antes de la discapacidad.
  • Pluriempleados. Se tienen en cuenta las bases de cotización de todas las entidades de las que recibe una nómina.
  • Artistas o profesionales taurinos. Hay que dividir entre 365 la cotización anual total anterior al hecho causante de la baja.
  • Trabajadores con contratos de formación o aprendizaje. La base reguladora es la base mínima de cotización del Régimen General de la Seguridad Social.
  • Personal profesional investigador en formación. La base reguladora es la base mínima del Grupo 1 del Régimen General de la Seguridad Social.
  • Trabajadores incluidos en el sistema especial de empleados del hogar. Se divide la base de cotización correspondiente al mes anterior a la baja entre 30.
  • Trabajadores agrarios por cuenta ajena. La base reguladora será el promedio mensual de la base de cotización durante los 12 meses anteriores a la baja médica.

La base reguladora en el cálculo de la pensión de jubilación

A partir del 2022, para calcular la base reguladora de la jubilación, se tienen en cuenta los últimos 25 años de cotización al mes previo al retiro laboral. Es decir, se toman las 300 bases anteriores de cotización actualizadas de acuerdo con el IPC, excepto las de los dos últimos ejercicios.

La base reguladora en autónomos

Con la entrada en vigor el 1 de enero de 2023 del nuevo sistema de cotización para autónomos o trabajadores por cuenta propia, se mejora su protección financiera de cara a su jubilación. A partir de esta fecha, todos los autónomos cotizarán a la Seguridad Social en función de sus ingresos netos anuales obtenidos a partir de sus actividades laborales. 

¿La base reguladora es lo mismo que el salario base?

La base reguladora y el salario base no son lo mismo pese a que existe una estrecha relación entre ambos conceptos, ya que el valor del segundo afecta a la cuantía de la base reguladora. Veámoslo con más detalle:

El salario base o el sueldo es la cantidad de dinero mensual que recibe un trabajador en forma de remuneración por el desempeño de una actividad laboral. Esta cuantía viene establecida por el convenio colectivo en el que opera dicho trabajador. Este sueldo base puede verse incrementado con diferentes complementos como horas extras, formaciones, antigüedad, etc y en la nómina se ve diferenciado perfectamente el importe del salario base, por un lado, y los complementos por otro.

La suma del salario base y los complementos nos da el salario bruto del trabajador, al que luego se le descuenta impuestos y cotizaciones. En este caso, el salario bruto es el que se utiliza para calcular la base de cotización, que a su vez es la que se utilizará para calcular la base reguladora para que el trabajador reciba una cantidad u otra de prestación pública.

Diferencia entre base reguladora y base de cotización: recapitulando

En definitiva, aunque son fácilmente confundibles y ambas dos se utilizan para calcular prestaciones contributivas, la diferencia entre base reguladora y base de cotización es clara. La base de cotización es la remuneración bruta anual de un trabajador que determina lo que han de tributar el empresario y el trabajador a la Seguridad Social. Mientras que la base reguladora es la referencia que se utiliza para calcular una prestación. Eso sí, esta cantidad la determina la cotización del trabajador al sistema durante un periodo de tiempo determinado.

Simuladores y calculadoras

Calcula tu próxima etapa con Ruta67

Si te planteas cuánto podrías ahorrar con tus ingresos o qué plan de pensiones encaja contigo, incluso si buscas visualizar tu futuro, te lo ponemos fácil con nuestros simuladores y calculadoras que te ayudarán a afrontar tu próxima etapa con Ruta67.