como ahorrar para comprar casa
La ruta de tu vida

Cómo ahorrar para comprarte una casa

Agosto 24, 2022 5 min

Ahorrar para comprar una casa es una de las metas más comunes entre los jóvenes. Una primera vivienda siempre tiene un valor especial, y más dado el esfuerzo económico y la planificación que conlleva.  

A la hora de comprarte una casa, siempre nos vienen a la cabeza palabras como ‘hipoteca’, ‘entrada’ y, sobre todo, ‘ahorro’. Y es que, efectivamente, lo que más nos va a ayudar para lograr nuestro objetivo es comenzar a ahorrar cuanto antes. Sabemos que no es tarea fácil y que no resulta tan evidente pensar en el futuro cuando todavía somos jóvenes pero, si somos capaces de planificar bien nuestro ahorro mes a mes y sacarle la máxima rentabilidad, la recompensa es muy gratificante. 

Si no sabes por dónde empezar, en este post te contamos paso a paso cómo puedes ahorrar para comprarte una casa, cómo trazar un plan dependiendo de tus objetivos y los beneficios que tiene solicitar una hipoteca teniendo un buen colchón. ¡Sigue leyendo!

Planificación

Infórmate, pregunta, apunta, planifica, planifica y planifica. Trazar un plan de ahorro con unos objetivos en mente es esencial para comenzar con una buena base. Lo primero que debemos hacer es fijar el precio que estamos dispuestos a pagar por una vivienda y, a partir de ahí, podremos calcular la cantidad que debemos conseguir en el momento de pedir la hipoteca. Con este objetivo fijado, ya podemos estimar cuánto debemos ahorrar cada mes.

Aproximadamente, se aconseja tener disponible entre el 25 y el 30% del valor total de la casa. Se trata de un asunto esencial a la hora de pedir una hipoteca, pues los bancos en España suelen conceder hasta un 80% del valor de la vivienda.

Ahora bien, es necesario tener en cuenta todos los costes que conlleva comprar una casa. Al valor de la vivienda hay que sumarle los impuestos a la propiedad, los costes de escritura, el registro, posibles reformas… 

Otro punto a tener en cuenta a la hora de comprarte una casa es saber a cuántos años quieres fijar la hipoteca. Hay numerosos factores, como la solvencia económica o el valor de la casa, que influyen en esta cuestión. Sin embargo, una cosa es segura: a más años de hipoteca, mayores serán los intereses. 

Comenzar a ahorrar

Con unos objetivos fijados, ya podemos comenzar a destinar, mes a mes, una cantidad a ahorrar para lograr nuestra meta. Lo más aconsejable es abrir una cuenta destinada únicamente al ahorro y aportar mensualmente la cantidad que nos hayamos fijado. Te contamos, a continuación, las opciones más rentables para hacer crecer ese ahorro mes a mes. 

Cuenta de ahorro

Las cuentas de ahorro están pensadas para reservar una parte de nuestro dinero a cambio de una rentabilidad fijada con nuestro banco.

Depósito bancario

A diferencia de las cuentas de ahorro, los depósitos bancarios suelen conllevar sanciones si retiras tus ahorros antes de terminar el plazo fijado con tu banco. Generalmente estas sanciones corresponden a la eliminación de los intereses que has ido ganando. De esta forma, nos veremos menos tentados a retirar o gastar parte de ese dinero. 

Como es lógico, cuánto más largo sea el plazo del depósito bancario, más interés irás generando, por lo que tu ahorro para comprar una casa será mayor.

Revisa y controla tus gastos

Revisar los gastos mensuales y los gastos periódicos son acciones muy útiles a la hora de preparar un plan de ahorro. Te proponemos revisar tus facturas de teléfono e internet, luz, agua, seguro de coche o moto…  Además, valorar otras compañías o incluso otras tarifas dentro de la misma puede ayudarnos a recortar gastos. 

Aunque puedan parecer pequeños gestos, a final de mes pueden suponer un ahorro bastante considerable. 

Ahorrar para comprarte una casa es un objetivo a largo plazo y, como ya hemos comentado, lo importante es que planifiques y consultes todas las formas de ahorro posibles. Y es que reunir una suma tan alta de dinero supone esfuerzo, tiempo y rentabilidad. Asegúrate de repasar a menudo tus cuentas y tus inversiones, y no dudes en mover tus ahorros si encuentras mejores tasas de interés. Al fin y al cabo, el ahorro se trabaja.

Controla tus deudas

Las deudas son tu mayor enemigo si buscas ahorrar para comprarte una casa. Y es que, por un lado, deberás destinar una parte de tus ingresos a pagar esa deuda y por otro, esa carga puede ser un lastre a la hora de contratar una hipoteca con un banco, que te verá como una persona poco solvente. 

En el caso de tenerlas, esfuérzate en saldarlas antes de comenzar con tu plan de ahorro. Y por supuesto evita a toda costa comprar a plazos, ya que suelen implicar intereses. 

En resumen

A grandes rasgos, si estás pensando en comprarte una casa, lo más importante es evidente: planificar tu ahorro. Existen muchas opciones, como los depósitos bancarios o las cuentas de ahorro. Revisa, infórmate y consulta con expertos cuál es la mejor manera de ahorrar para comprar una casa.

Una cosa está clara: cuanto antes empieces, más ameno se va a hacer ahorrar mes a mes, y si eliges bien, mayor rentabilidad te aportará. Aunque sea a largo plazo, sabes que la recompensa va a merecer la pena. Y es que invertir en un inmueble es una de las opciones más atractivas y provechosas para nuestro futuro.

Temas relacionados